Era un gran chico educado y formal
en el colegio era alumno ejemplar
le procuraron la más cara educación
no le permitieron ni una sola distracción
 
sus profesores le enseñaron a pensar
buenos modales  y en la forma de actuar
y su futuro solo era una inversión
controlada por sus padres y su asesor
 
cuando se dio cuenta todo acabó
y no volverá
 
todo aquel embrujo acabó siendo normal
aquellas fiestas fueron inicio del final
cambió las cuotas de los fondos de inversión
por compañías fraudulentas y diversión
 
sus padres vieron los desfases del chaval
mientras pagaban las consultas del diván
y su futuro solo era una ilusión
 
perdió el carisma, la soltura y la dicción
cuando se dio cuenta todo se acabó
 
y no volverá